PERMACULTURA XXV Acuacultura y Humedales. Productividad del Sistema y construcción de Estanques.

Un estanque o laguna puede actuar como un espejo, depósito de calor, limpiador de contaminantes, barrera contra el fuego o como parte de un sistema de irrigación. Pero estos Sistemas, son mucho más productivos y eficientes que los Sistemas terrestres debido a su continua provisión de agua y nutrientes fácilmente asimilables y una variedad de plantas y animales que pueden ser comidos o vendidos.    La combinación de peces, cangrejos de rio, moluscos, aves acuáticas, plantas acuáticas y de borde, e incluso los animales terrestres que viven cerca de los estanques, aprovechan ventajosamente los nichos y alimentos del Sistema. Recordemos el llamado “efecto de borde” que ya vimos en temas anteriores de Permacultura.

 Podemos diseñar el Sistema para cosechar cualquiera de estas cosas: peces, castañas acuáticas, arroz silvestre, peces de acuario, lirios acuáticos como flores o para reproducción por raíces, juncos o sauces para cestería, algas rojas para caroteno, hongos comestibles cultivados en troncos podridos, etc. Todo ello forma parte de la Acuacultura.

Solo os voy a dar algunas ideas para fincas pequeñas por la necesidad de zonas húmedas que atraigan a insectos y animales pequeños, como bebedero o productor de humedad micro-climática ambiental.

CONSTRUCCIÓN DE ESTANQUES, BALSAS O REPRESAS.

La construcción de pequeñas balsas o estanques deben tener un propósito definido en el Diseño, pues influye en el modo de construirlo. Pero en general, tanto para balsas de irrigación, estanques o represas,  se tendrán en cuenta los siguientes criterios: podemos construirla haciendo un agujero en la tierra y recubriéndolo de material específico de Polietileno para evitar fugas y en el emplazamiento más alto posible de la finca para aprovechar la caída natural del agua y evitar bombas eléctricas costosas y consumidoras de energía. Pero su ubicación estará condicionada al efluente de agua que tengamos, a la acequia comunitaria o al manantial o pozo. Deberemos diseñar un filtro por decantación de gruesos a la entrada y una o varias salidas, con llaves de cierre y filtros independientes si la balsa es abierta, a cielo raso y  dependiendo de nuestras necesidades de riego.

Para la construcción de pequeños estanques debemos configurarlos en serie o en paralelo.

Aprovecharemos para crear una zona húmeda, plantando cañas y juncos a su alrededor, así como árboles y arbustos de frutos y sombra para que atraiga a la fauna del lugar y sea un buen hábitat para nuestros depredadores. Cultivaremos plantas acuáticas en sus bordes haciendo agujeros en el material plástico e introduciremos peces que cumplirán varias funciones: unos comedores de insectos y otros comedores de M.O. que mantendrán oxigenado y limpio el estanque. Debemos construir en el fondo de la balsa un refugio sub-acuático para que puedan criar los peces y evitar que sean devorados los alevines. Utilizaremos grandes piedras haciendo cavidades y rincones, creciendo algas acuáticas que crearán el ecosistema adecuado. Un ecosistema que tiene que funcionar solo, cubriendo las necesidades de todos los animales que vivan en él, como anfibios, moluscos y aves acuáticas. Si la balsa es suficientemente grande, podemos incorporar “islas” como refugio para favorecer la nidificación de pequeñas aves acuáticas (patos y gansos) utilizando elementos naturales para no contaminar las aguas, siendo las piedras y la arena de rio materiales indicados para este propósito.

Isla con neumáticos

CALIDAD DEL AGUA Y FERTILIZACIÓN DEL ESTANQUE

Cuando se trata de constituir un “gremio” de especies para un estanque, las consideraciones primordiales son proveer abono para el ecosistema vegetal que se quiere implementar, alimento para los animales que vivan en el, regular el clima del estanque con la plantación exterior y en los bordes que antes hemos indicado y mejorar la calidad del agua para mantener su oxigenación y equilibrio biológico.

El agua de buena calidad tiene un Ph de 7-8, aunque se acidifique un poco en el fondo eventualmente. El fertilizante del estanque con peces es el factor clave en el incremento de los rendimientos y los fertilizantes pueden provenir de la tierra donde se encuentran animales, de hojas caidas o de la vegetación circundante. Dichos abonos incrementan el crecimiento de las plantas acuáticas y el florecimiento de zooplacton, lo que a su vez, eleva la disponibilidad de nutrientes. Las aves acuáticas en el estanque, los peces hervíboros que se alimentan en los bordes y los animales terrestres que anidan a lo largo de las acequias o canales que conducen al estanque, aportan valiosos abonos al agua. Todo ello, minimiza el trabajo de mantenimiento, creando sistemas de auto abastecimiento de alimentos de la manera que estamos indicando.

Estanques de Jaula.

Aquí os presento algunos ejemplos para fertilizar estanques, Sigue leyendo

Anuncios

PERMACULTURA XXIV La asociación animal y sus interacciones

Los animales, como el resto del Sistema, son capaces de establecer tanto interacciones beneficiosas y simbióticas, como asociaciones competitivas y negativas.

La observación y la experiencia son básicas para incluir en el Diseño las características más ventajosas para el Sistema, interrelacionando todos los elementos posibles hacia un resultado concreto.

Pongamos algunos ejemplos:

Las aves de corral son escarbadoras y aprovecharán los alimentos que otros animales desperdician. Pero también, los pollos pueden transmitir la tuberculosis al ganado y en consecuencia, a los humanos. Los cerdos pueden ser infectados fácilmente por los pollos, por lo que no deben asociarse.

El estiércol del ganado proporciona nutrientes para los cerdos, por lo que estos pueden ser introducidos en los corrales cuando aquellos salen a pastar. En terrenos con cultivo de granos, cuatro novillos pueden alimentar a un cerdo solo con sus desperdicios. Los patos, también carroñeros, seguirán a los cerdos en busca de pequeños bocados allí donde los cerdos han cavado.

Los gatos son completamente destructivos para la vida de animales pequeños (pájaros, lagartijas, ranas, etc.) por lo que no proporcionan ventajas considerables. Si se extraen del Sistema, las plagas se verán reducidas gracias a las ranas, ratones y lagartos que podrán vivir en el lugar.

Tanto la sucesión de especies de animales que pastan, como la mezcla de estos en un mismo lugar, deben ser regulados tomando en cuenta la posible transmisión de enfermedades y las condiciones específicas de pastos y forrajes.

No debemos olvidar, que todo interactúa y que todos los elementos del Diseño forman un todo. Solo debemos elegir poner en contacto aquellos elementos que nos causen mayor beneficio para nuestro propósito y que eviten el mayor número de inconvenientes posibles.

P.D. Después de un largo período de “letargo” por imposición laboral, comienzo de nuevo la publicación de temas relacionados con los Animales de Granja en Permacultura. Os propongo hacer dos publicaciones mensuales de estos temas que espero os interesen.

Un saludo de Carlos Vilalta

PERMACULTURA XXIII Cultivo de pastos y forrajes para animales mayores.

SISTEMAS DE CULTIVOS DE PASTOS Y DE FORRAJE PARA ANIMALES MAYORES

UBICADOS EN LAS ZONAS PERIFÉRICAS III, IV y V

 

Los animales que pastan necesitan una fuente de agua o abrevadero, corrales en tiempo severo (no es necesario en nuestras latitudes), un saladero y abundante alimento.    Podemos conseguirlo con Pastos y cultivos extensivos de leguminosas anuales y perennes, vainas azucaradas de algarrobos, granos germinados y plantas de follaje para una producción continua de alimentos en el año.                                                                                                                                                         El sistema de forraje estacional presenta en nuestro clima dos períodos de déficit: el Invierno y el Verano, presentándose máxima producción en Primavera y en Otoño si las lluvias son propicias. Esto hace que se tenga que acumular alfalfa y cultivos forrajeros para estos períodos de escased con el consiguiente trabajo y riesgo de una buena conservación, evitando roedores que buscan alimento como topos, ratas y ratones. Los pastos y praderas naturales también se secan en verano salvo que las podamos regar por aspersión y eso conlleva gasto energético y polución ambiental.                                                                                                                                             En nuestras latitudes, se necesitan pastos extensivos, dependiendo de las condiciones de la tierra y del clima, destinándose una gran cantidad de terreno a la plantación de Praderas naturales, leguminosas y otras forrajeras, además de plantación de árboles alimenticios para los períodos de sequía o cuando los pastos son escasos. Además, los árboles protegen del viento severo, la lluvia y el sol del verano, cumpliendo una doble función de rompe-vientos y sombra para el ganado. Restauran la fertilidad del suelo a través de sus hojas caídas, de las vainas y frutos perdidos y de la fijación de Nitrógeno por las raíces de las leguminosas, como las Acacias, Algarrobos y otros arbustos. También previene la erosión de cuestas y barrancos sujetando eficazmente el suelo.                                                                                                                                      Hay que proteger eficazmente las zonas de captación de aguas, fuentes y manantiales naturales, las represas y embalses para evitar la contaminación de las aguas por el estiércol. Un cambio gradual dado a través de los años (de 4 a 10 años), dirigido al balance correcto de los cultivos de especies arbóreas, podría eliminar el uso de cosechadoras, el procesamiento y almacenamiento de granos para forraje y la producción de Heno, lo cual es una parte esencial en la agricultura de “solo pastos” que se observa en la actualidad. Esto también favorece la comodidad y el bienestar de los animales, los cuales pueden vagar en los bosques buscando su alimento. Los choques térmicos de calor a frio, hace gastar mucha energía al rebaño, siendo el mayor rendimiento con plantación de árboles productivos y el sistema agro-forestal el más adecuado para los grandes animales, como vacas, bueyes e incluso, rebaño de ovejas.

Aquí tenemos un ejemplo de Corrales rotativos con cercas vivas. Se pueden mover las vacas a través de las puertas existentes en los niveles y sectores del Corral, pudiéndose cultivar forraje en los corrales y rotando cuando ya están establecidos en el suelo.           Según diseño de Tony Gilfedder, permacultor australiano que ha estudiado detenidamente estos sistemas.También otro diseño de Permacultura rotativa, donde los pastizales tienen una cerca eléctrica y se encuentran en el centro del área y las esquinas tienen cultivo de árboles. Los árboles cercanos a las cercas deben ser especies fuertes que puedan ser rozadas o que sean de sabor desagradable para el ganado.Los objetivos de los sistemas combinados de pastos y árboles de forraje son, reciclar constantemente nutrientes de las plantas a los animales, regresándolos a la tierra a través de abonos y de las leguminosas fijadoras de nitrógeno y diversificar los productos de la finca.

Pero podemos concluir que, la cría intensiva de grandes animales, requiere mucha extensión de terreno y un clima propicio que posibilite pastos naturales y cultivos extensivos forrajeros de secano, no supeditados a riegos ni abonados externos. Condiciones que no se dan en nuestra Comarca de La Marina, salvo en zonas interiores de montaña.

Bueno, en la próxima entrega hablaremos de las interacciones beneficiosas y simbióticas de los animales para el resto del Sistema. Y como siempre, ya sabéis que los dibujos y las ilustraciones son de Andrew Jeeves y Janet Mollison.

Saludos y hasta pronto. Carlos Vilalta